LA INFLACIÓN DE ABRIL SE DISPARÓ A 5,2% Y LA ACUMULADA EN 11,3%

La inflación en Venezuela se disparó a 5,2 por ciento en abril atizada por alzas en los precios de alimentos y bebidas, luego de que el Gobierno relajara el control de precios en algunos rubros alimentarios básicos para evitar desabastecimiento en los mercados.
La tasa intermensual es de lejos la más alta desde que en el 2008 se modificó la forma de calcular la inflación y superó con creces el 2,4 por ciento registrado en marzo y el 1,8 por ciento de febrero, según cifras publicadas el viernes el Banco Central de Venezuela (BCV).

En medio de una fuerte recesión económica, los precios al consumidor acumulan un alza de 11,3 por ciento en lo que va de año, erosionando el poder de compra de los venezolanos y amenazando con mermar aún más la popularidad del presidente Hugo Chávez, meses antes de las elecciones legislativas.

El BCV dijo que la causa de la aceleración se debió “al efecto estacional que determinó el encarecimiento de la mayoría de los productos agrícolas, así como los ajustes de precios autorizados por el Ejecutivo en una serie de rubros alimenticios y en las tarifas del transporte público”.

La inflación anualizada, por su parte, fue de 30,4 por ciento frente a 28,3 por ciento en el año previo, la más alta de la región y una de las mayores del mundo.

Los grupos que mostraron la mayor variación de precios fueron Alimentos y bebidas no alcohólicas (de 3,5 a 11,1 por ciento), Transporte (de 1,6 a 4,2 por ciento) y Restaurantes y hoteles (de 2,3 a 3,5 por ciento).

“Más que todo se debió a los ajustes en los controles. Los costos de todos los productores en Venezuela van subiendo y los controles lo que hacen es retrasarlo. En algún momento se tiene que hacer ajuste y eso es lo que estamos viendo ahora”, dijo Henkel García, de la firma local Visión Inversión.

0

"Su sociedad está condenada", Ayn Rand

"Cuando advierta que para producir usted necesita obtener autorización de quienes no producen nada; cuando compruebe que el dinero fluye hacia quienes trafican no bienes, sino favores; cuando perciba que muchos se hacen ricos por el soborno y por influencias más que por el trabajo, y que las leyes no lo protegen contra ellos, sino, por el contrario son ellos los que están protegidos contra usted; cuando repare que la corrupción es recompensada y la honradez se convierte en un autosacrificio, entonces usted podrá afirmar, sin temor a equivocarse, que su sociedad esta condenada"

Ayn Rand, 1950. Rand (1905-1982). Filósofa Ruso-Estadounidense